Actualidad

Álex Rins y Álex Márquez afinan sus Honda en Mugello

Compartir
3 de junio de 2014

Tras el GP de Italia, el Team Estrella Galicia 0,0 ha llevado a cabo hoy una jornada de entrenamientos en Mugello. Alex Márquez ha sufrido una caída y por precaución, permanecerá en observación médica esta noche y mañana recibirá el alta.

Álex Rins y Álex Márquez han participado hoy en los entrenamientos oficiales pos-Gran Premio de Italia en el Circuito de Mugello, donde han probado nuevos componentes para sus Honda NSF250RW. El ilerdense ha sufrido una caída en la curva siete durante la segunda sesión de entrenamientos. Márquez ha sido trasladado al hospital por precaución, donde pasará la noche en observación. Las pruebas médicas realizadas hasta el momento descartan lesiones y mañana por la mañana recibirá el alta médica.

A pesar del incidente, ha sido una provechosa jornada de trabajo en la que el equipo se ha centrado en probar nuevos desarrollos técnicos que mejoren las sensaciones de los pilotos sobre sus monturas. Los cinco podios conseguidos hasta la fecha –Álex Márquez fue 2º en el GP de Catar y en el GP de la República Argentina y Álex Rins 2º en GP de España y en el GP de Francia y 3º en el GP de Italia- demuestran que los pupilos de Emilio Alzamora se están adaptando bien a la nueva moto con la que compiten este año.

Después de estos entrenamientos, los pilotos del Team Estrella Galicia 0,0 tendrán ahora unos merecidos días de descanso antes de la próxima cita, la semana que viene con motivo del Gran Premio de Cataluña.

Álex Rins: “Los entrenamientos de hoy han ido muy bien, estamos muy contentos con el trabajo que hemos realizado. No hemos podido rodar todo lo que queríamos porque a mitad del día se ha puesto a llover, pero eso no ha impedido que hayamos completado el trabajo programado. Las sensaciones son muy positivas porque hemos probado diferentes desarrollos técnicos que han dado su resultado, así que creo que vamos bien preparados de cara al Gran Premio de Cataluña”.

Álex Márquez: “Durante la segunda tanda de hoy, he tenido una caída porque he entrado un poco fuerte en la curva 7, antes de la Arrabiata. Por suerte no me he hecho daño pero por precaución hemos decidido acercarnos al hospital, para que me hicieran una ecografía y unas radiografías. Pasaré la noche aquí y probablemente mañana me den el alta médica. Ha sido una pena porque los test de hoy iban muy bien, hemos probado nuevos componentes que me hacían tener muy buenas sensaciones. Me hubiera gustado poder rodar más, pero no ha sido posible. De todas maneras me siento bien para poder luchar en el GP de Cataluña”.